botón para cerrar

Se encuentra usted aquí

Madrid, un buen destino para este otoño

Enviado por Anonymous (no verificado) el Mié, 2014-10-01 11:23
by / Oct 01, 2014 / 0 comentarios

Madrid tiene muchas cosas muy buenas, pero no street food: en cualquier ciudad de cualquier parte del mundo, las esquinas están adornadas de propuestas gastronómicas de todo tipo, de lo excelso a lo rápido... Una carencia imperdonable para una ciudad como Madrid de la que son muy conscientes en Mateo&Co., el proyecto más importante de street food que se ha organizado en España. El primer mercado de cocina callejera se celebrará en el Jardín Botánico del campus de la Universidad Complutense de Madrid el fin del semana del 18 y el 19 de octubre, y cuenta con la presencia entre otros muchos de Estanis Carenzo, Luis Arévalo, cocinero del restaurante Kena, o Iván Domínguez, chef de los restaurantes Alborada y Alabaster.

Autum Market 

A Malasaña no le faltan razones para perderse por sus calles en cualquier momento del año, pero de todas ellas, las de La Industrial -uno de los lugares más cool del barrio- son de las más destacadas. Es el caso del Autumn Market, la edición otoñal de su famoso mercado pop up, que en esta edición ofrece propuestas de diseño y gastronómicas: se podrán encontrar tanto ropa, piezas de diseño y joyas artesanales como deleitarse con las degustaciones de quesos, mermeladas, aceites y chocolates.

El sábado por la mañana está prevista una cata de cervezas de la mano de Cerveza Salvaje; y entre las novedades de esta edición se encuentran los diseños de madera reciclada de BZR Wood Design, el calzado de última moda de Canden Garden y, en lo referente a las propuestas para llenar nuestra mesa de manjares de calidad, estarán Living & Olive, que producen aceite de oliva virgen extra de Aragón, los productos lácteos de cabra de La Vega de San Martín, quesos y sidra asturiana, o los vinos de naranja o mandarina acompañado de chocolate de la mano de Nerta.

Millesime Madrid

Caleidoscopic: ese es el nombre que recibe la edición de este año -y van ocho- de una de las citas gatronómicas más esperadas de la temporada, el Millesime Madrid, que cuenta con México como gastronomía invitada. En el evento se reúne lo mejor de la escena gastronómica, tanto a los fogones como en la creación de los diferentes restaurantes pop up y espacios del pabellón, diseñados por los interioristas más destacados del país.

En esta edición, tres de los chefs mexicanos más destacados -Guillermo González Beristáin del restaurante Pangea, en Monterrey, José Manuel Baños del restaurante Pitiona, en Oaxaca, o Diego Hernández, del Corazón de Tierra, en Ensenada- compartirán nuestra atención con los chefs nacionales Jorge de Andrés, con dos estrellas Michelin en el grupo La Sucursal, Arnau Bosch, de Can Bosch en Cambrils (Tarragona), con una estrella Michelin desde 1984, o Xosé Torres Cannas, del restaurante Pepe Vieira de Pontevedra, con una estrella Michelin. Todos ejercerán su magisterio en este Caleidoscopic diseñado por Héctor Ruiz que será, otra vez, una de las sensaciones del otoño foodie madrileño.

La ventana indiscreta en Casa Monroy

Los connaiseurs más exquisitos de Madrid se susurran al oído un secreto que, desde hace meses, se ha convertido en una de las citas clandestinas más interesantes de Madrid: los Chutes de Arte de Casa Monroy, las citas culturales que Bruno Ruiz-Nicoli, el autor del blog de Cosimo de Monroy, una de las webs de arte y cultura más sorprendentes, imparte en su residencia del barrio de Salamanca de Madrid, en una ubicación que solo conocen quienes acuden -previa reserva a través de su web-, a las citas.

Lo que proponen estos chutes de arte es un recorrido hedonista y divertido por la historia del arte, siempre desde una temática -el viaje, el deseo, el erotismo...- y donde lo que mandan son el puro divertimento, la aproximación rigurosa pero desenfadada al arte y donde, además, nunca falta una copa de buen vino y un apetitoso cóctel.

La excusa de este mes de octubre para recorrer la historia del arte es ni más ni menos que el morbo de lo oculto en los espacios íntimos y prohibidos: esos interiores que, como nos cuenta el propio Cósimo -que estará acompañado, como siempre, por el también historiador del arte Ignacio Vleming-, "son geografías habitadas por objetos, gestos y ventanas abiertas hacia el exterior. Si repasamos nuestra memoria, la mayoría de los sucesos relevantes de nuestra vida suceden a cubierto. En el arte también es así. En una hora, se desvelará qué ocurre tras la cortina que protege la intimidad de cada cuadro de miradas indiscretas". Irresistiblemente apetecible.

"Alrededor del sueño, 4. Madrid"

Primero fueron Nueva York, La Habana y Shanghái; y ahora le toca el turno a Madrid. Hasta el próximo 23 de noviembre, el fotógrafo vallisoletano Ángel Marcos reflexiona en la Sala Canal sobre el papel de la ciudad moderna, y lo hace tomando como referencia a este nuestro Madrid en el que caben todos los aromas de Manhattan y, también, los del gran poblachón manchego que nos lleva hipnotizando toda la vida. La muestra está compuesta por cerca de 300 fotografías, de las que la mayoría son inéditas y realizadas en torno a la ciudad de Madrid. Entre ellas destacan doce de gran formato y, sobre todo, una gran instalación con más de 140 fotografías de la capital. Además, se proyectan dos vídeos articulados en torno al proyecto, uno de los cuales está rodado en la Residencia de Estudiantes.